PERIODISMO DE FICCION DE LA REALIDAD CUBANA


APLOPRESS

PRECURSOR

 

Firman  “Declaración de Santiago”.

Noviembre 30 del Siglo XXI

Cinco Organizaciones No Gubernamentales reunidas este fin de semana en el Centro de Convenciones José María Heredia de esta ciudad, firmaron la Declaración de Santiago, un documento que compromete a las organizaciones no gubernamentales a trabajar en los proyectos sociales, sin compromisos ideológicos, ni políticos partidistas.

Las cinco organizaciones que tuvieron sus inicios durante la confrontación con el pasado régimen de Fidel Castro, dijeron que este paso era fundamental, ya que dentro de un proceso democrático también se hace necesaria la lucha social y que este espacio no se le puede atribuir a los grupos o movimientos de izquierda, como hasta ahora erróneamente se ha interpretado,  porque ya en Cuba tuvimos suficiente experiencia de esto, señaló el líder de la mayor organización campesina del país.

Entre las organizaciones reunidas se encontraban representaciones de las mujeres, jóvenes, técnicos y profesionales y de campesinos. También se encontraban líderes sindicales, de los llamados sindicatos independientes durante el régimen castrista.

Entre las iniciativas propuestas se encuentran:

a)      Ocupar el espacio internacional que antiguamente ocupaban las organizaciones pro gubernamentales del régimen anterior.

b)      Promover la instauración de organizaciones y fundaciones de corte social que se preocupen por los diferentes casos y perfiles sociales, como la Liga contra el Asma y otras enfermedades como el cáncer, el SIDA y cuantas instituciones la sociedad exija en su estructura y desarrollo.

c)      Concientizar a la población, las organizaciones sociales y empresariales que de su interacción, depende la verdadera justicia social, que deben liberarse a los gobiernos de esa responsabilidad para evitar que su exceso de poder se justifique con la  intromisión y la coacción de las libertades publicas incluyendo la independencia económica.

d)      La Sociedad Civil no es patrimonio de ideología alguna y debe ser el tejido social más importante del país, para contrarrestar los intereses políticos y de grupos, que puedan poner en peligro la democracia real.

e)      Entre los más de 20 puntos aprobados en la Declaración de Santiago se destaca por su importancia el que se refiere a la participación consultiva de las ONG’s nacionales para la toma de decisiones legislativas y gubernamentales.

Al término de la reunión se hizo un recordatorio a los mártires del 30 de noviembre de 1956 y se hizo una petición formal a las autoridades competentes para que fueran incluidos entre las víctimas del castrismo.